Escúchanos También en:

Viernes, 27 de Febrero 2015

La Amazonía necesita del desierto Sahara para sobrevivir


Compartir en Facebook

Un antiguo proverbio chino dice que el aleteo de una mariposa puede provocar un tsunami en otra parte del mundo. Y aunque pudiera sonar desproporcionado o exagerado, a medida que la ciencia amplía el conocimiento sobre fenómenos climáticos y atmosféricos, se comprueba que los ecosistemas de las distintas partes del mundo están más interconectados de lo que imaginamos.

Así, una de las regiones más áridas del planeta, el desierto del Sahara contribuye con la exuberante forma de crecer de la selva amazónica. Los científicos han conocido por mucho tiempo que el polvo desértico africano viaja atravesando países y que incluso una parte se deposita en el Océano Atlántico antes de depositarse en la Amazonía en Sudamérica, Norteamérica, y otras regiones.

Tv en vivo

Publicidad

Siguenos en Facebook


Siguenos en Twitter


Primicias